El camino de los majaretas (Etapa 20 – 15 de octubre)

Nos da miedo vivir. Nos asusta lo desconocido. No queremos cambios. Más vale malo conocido, que bueno por conocer, nos enseñan desde pequeños. No nos gusta tomar decisiones. Nos incomoda la incertidumbre. Nos pesa la inseguridad. No aterroriza la libertad

 

Cada cierto tiempo, se nos llena la boca hablando de grandes deseos, de proyectos, de búsquedas, de cambiar el mundo. A medida que nos hacemos mayores, nos ocurre cada vez más de tarde en tarde, hasta que nos hacemos viejos, entonces dejamos de soñar. Hay viejos con 20, 30, 40, 50, 60 y más años. Hay jóvenes de 80, pocos, peros los hay, aunque seguramente les consideremos unos majareta. Solo un viejo majara.

 

Algún guionista puso en boca de un personaje, de una serie política, algo así como – la gente no quiere pensar, solo quieren un líder, alguien que les diga que deben hacer – en el fondo creo que se trata de un reflexión acertada.

 

15-10 DavidAfortunadamente no todo el mundo es así. Hay gente innovadora, soñadora, dispuesta a romper las normas, a buscar su felicidad, básicamente gente dispuesta a vivir en vida. Uno de vosotros, en los comentarios que me ibais dejando cada día en Facebook y que ahora estoy recopilando en este blog, me recordó que mis buenos propósitos, mis “desvaríos”, mis ganas de cambiar, se toparían con la realidad cuando regresase a casa.

En cierta forma, ese comentario tenía mucha parte de razón. La vuelta a casa, la rutina, el entorno, las obligaciones, las responsabilidades, la sociedad me (nos) empuja, con una fuerza descomunal, dentro del grupo. La realidad social en la que hemos nacido, me (nos) atrapa como una gran tela de araña, evitando que puedas escapar, que pienses otro mundo, vivas otra vida. Si lo intentas, serás un majareta. Eso sí, igual después de muerto te consideran un genio o te hacen santo.

Yo, que he sacado pocas veces los “pies del tiesto”, es decir, que formo parte del rebaño, cuando he realizado algo fuera de lo establecido, tampoco nada extraordinario, he tenido que soportar frases del tipo – tú estas loco- o –tú que te crees- así de simple.

15-10 amanecer 5 15-10 amanecer 6

Tras un día frio, gris y lluvioso. Tras un día triste por las despedidas. El nuevo amanecer nos regaló un cielo espectacular. Fueron solo unos minutos, ¡Qué preciosidad! Rosas, grises, azules y rojos de un belleza descomunal. Parecía que sobre nuestras cabezas había un volcán en erupción, la lava ardiente, vigorosa, avanzando lentamente. ¡Cuanta fuerza contenía ese amanecer!

El camino, como la vida, a veces te da sorpresas, te regala oportunidades, te recuerda que estas vivo y que la vida merece, debería, ser aprovechada. Aquel día, tras pasar el grandioso Puente de Órbigo, camino de Astorga, tuve un encuentro inesperado. Conocí a David, un majareta de verdad, un hombre que había muerto muchas veces, que había resucitado otras tantas.

15-10 amanecer 7Normalmente utilizamos la palabra MAJARETA de manera peyorativa, hace años que yo la utilizo de una forma distinta, ni que decir tiene, que se trata de una versión libre, que nada tiene que ver con lo que la RAE define.

Un MAJARETA no es aceptado por lo general , como mucho se le aguanta un rato. ¡Ah! por supuesto sirve de mofa la mayoría de las veces.

Hace años que me enamoré de los MAJARETAS. Una frase de ellos encierra más verdades, más enseñanzas que muchas horas de nuestras habituales y “profundas” conversaciones. Pero claro está, son MAJARETAS.15-10 majara 1

Hace años decidí convertirme en uno de ellos, de momento no paso de aprendiz de MAJARETA, no tengo ni el conocimiento, el respeto por la vida, la solidaridad, ni los arrojos suficientes para vivir como uno de ellos.

Muchos de mis amigos y amigas también lo son, quizá por eso lo sean. No digo nombres porque nosotros lo sabemos. La risa diaria es clave para ser un buen MAJARETA.

Camino de Santiago estoy teniendo la suerte de encontrarme con muchos de ellos. Hoy tenía pensado hablaros del ODIO, lo haré muy pronto, ya que fue una de las fuentes de energía que me han traído hasta aquí. Pero cuando menos lo esperaba, de la nada, apareció en medio del campo un cuchitril llamado LA CASA DE LOS DIOSES ( CASA tradúcela por TIERRA, DIOSES por PERSONAS). David ese MAJARETA que soñó este espacio de solidaridad, energía positiva, paz, calma, equilibrio en medio del Camino. David que conoció los infiernos, que murió mil veces para revivir otras mil. David que vive en armonía dando auxilio, ayuda, aliento al peregrino. David que tras tres años y medio vive sin luz, ni agua, sin necesidad de medicinas, riendo, riendo, riendo.

Comencé este evento, esta aventura interior y este viaje exterior diciendo ” La vida te mata y te da vida..” , tras 20 días de camino me encontrado a otro MAJARETA que me ha completado la frase ” para acercarte a la felicidad debes morir, sufrir la oscuridad”

15-10 majara 2 Me tomé un par de zumos, me contó sus proyectos, me pidió que contara estas cosas, que nuestra ACTITUD es la que cambia el mundo (algo parecido a lo que os conté de Erich Fromm). Allí lo dejé, preparando un Cola Cao a un francés de 76 años que lleva más de mil kilómetros recorridos despacito (por cierto con una sonrisa de oreja a oreja también).

Sigo caminando.

¡Benditos sean los MAJARETAS!

Besos desde el Camino…

SEE YOU!!!!

¡El puto cáncer! – ha escrito recientemente uno de mis amigos. Solo en situaciones como estas tomamos conciencia de que la vida es efímera, de que se nos escapa entre los dedos, entre minutos de aburrimiento, de rutina, de monotonía. Pero somos así, es lo que queremos, es con lo que nos conformamos. ¿No?

Cuatro meses después de ese encuentro, de las palabras que os dejé escritas, sigo siendo un aprendiz de majareta. ¡Ojalá algún día consiga serlo!

Aquel día, en la tierra de la maragatería, tuve un reencuentro muy emotivo, cortito, no más de un minuto, pero muy intenso. Cuando terminé de escribir sobre los majaretas, me topé con una joven coreana, que no veía desde la segunda etapa. En aquella ocasión, por las diferencias culturales y las dificultades con el idioma, tuvimos un mal entendido. Me disponía a salir para tomar un café con Germa y me topé con DoYeon en la misma habitación del albergue. Cruzamos las mirada, sonreímos, intentamos darnos mutuas explicaciones, nos reímos y nos abrazamos. Viví con ella dos momentos muy intensos, uno camino de Larrasaoña y ese minuto escaso en Astorga, suficiente para llevarla en el corazón y en mis recuerdos.

¡Vivan los majaretas!

http://casadelosdioses.blogspot.com.es/

Anuncios

Acerca de Santiago TO Santiago

La vida te mata y te da vida... las autopistas se convierten en veredas que obligan a sacar lo mejor de tí....
Esta entrada fue publicada en Caminando y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s